Desprecio a los médicos por parte de los políticos

Posted on 29 abril 2009

0


Todos los grupos parlamentarios han manifestado su apoyo y toma en consideración de una proposición de Ley presentada por el Grupo Socialista para modificar la actual Ley de garantías y uso racional de los medicamentos y productos sanitarios para incluir en ella la prescripción de fármacos por parte de enfermeros y podólogos.
Según destacó este martes la diputada socialista Pilar Grande, se trata de buscar una forma jurídica que ampare “de forma estable y permanente” la situación actual por la que, desde hace años y cada día, muchos de estos profesionales sanitarios prescribían determinados medicamentos “al borde de la legalidad”.
De este modo, el Grupo Socialista propone, en lugar de hacer cumplir la ley y evitar el intrusismo laboral, que el campo de la prescripción se amplíe a aquellos enfermeros y podólogos que estén debidamente “cualificados, con la acreditación pertinente necesaria según su formación universitaria y continuada, y con las habilidades adquiridas en la práctica asistencial”. Una ambigüedad en la que podrían entrar todos, o ninguno.
En un ejecicio de confusión, indicó que el profesional de Enfermería también prescribe cuando ordena apósitos, cambios posturales, ejercicios de fisiología respiratoria o cuando actúa sobre síntomas como fiebre y dolor, lo que determina el “papel clave” de estos profesionales en el cuidado de los pacientes agudos, crónicos, dependientes o inmovilizados.
De hecho, la diputada socialista aseguró que a los enfermeros la Ley les reconoce la capacidad de diagnóstico, le permite indicar y realizar tratamientos necesarios de manera autónoma y sin supervisión de otro profesional, pueden practicar cirugía menor y mayor ambulatoria y están autorizados al uso de equipos de radiología básica para diagnóstico.
Por último, y para justificar la viabilidad de la denominada prescripción enfermera, Grande destacó que en países donde ya está autorizada, como Irlanda, Holanda, Suecia, Reino Unido, Canadá, Estados Unidos o Sudáfrica, han obtenido “resultados positivos en cuanto a la mejora del acceso de los pacientes al sistema, de la calidad del cuidado y del coste-efectividad”.
La profesión médica ha presentado su oposición en todo momento a este iniciativa. Sin embargo, según el diputado de PNV, Joseba Agirretxea, no le parece importante que es autorice el intrusismo de los diplomados en enfermería en la profesión médica y alega que “los médicos seguirán siendo médicos por mucho que otras especialidades puedan prescribir, y seguirán contando con la misma autoridad”.
Por su parte, el PP pidió hacer “un esfuerzo” para que todos los profesionales sanitarios, incluidos los médicos, acepten este cambio legislativo y lamentó que esta proposición de Ley no haya llegado a la Cámara como un proyecto de Ley como anunció el ex ministro Bernat Soria, afirmó el diputado ‘popular’ Mario Mingo.
Además, Mingo precisó que la prescripción enfermera debería autorizarse con un cambio en la Ley de Profesiones Sanitarias y no en la del Medicamento e insistió en que su partido luchará para que los profesionales del Sistema Nacional de Salud (SNS) estén “mejor formados y con más responsabilidades”, pero “sin tensiones” con el resto de profesiones sanitarias”.
El resto de grupos también respaldaron la propuesta socialista y, a partir de este momento, se inicia la tramitación parlamentaria con el periodo de admisión de enmiendas. Según el diputado de Izquierda Unida (IU) y presidente de la Comisión de Sanidad en el Congreso, Gaspar Llamazares, confía en que con esta modificación “se convierta en legal lo que es real” y se acabe con un problema que, reconoció, “ha sido creado por los propios legisladores”.

Anuncios
Posted in: Salud, Sociedad